Un laboratorio creativo para todos los sentidos – L’Atelier Nº 74

En L’atelier nº74 Ibiza, todos los días son de experimentación: nuevas recetas, nuevas colecciones, nuevas compañeras, nuevos sistemas de organización… Y nuevos amigos, también. La temporada trajo consigo visitantes de varios países que pudieron viajar a medida que las restricciones fueron menguando. Después de medio año a puertas cerradas, el equipo de L’atelier volvió a la carga con mucha ilusión, un menú y una propuesta de talleres bastante más extensos en relación con el año anterior.

Entre las recetas que más éxito tuvieron este verano, el porridge de quinoa con frambuesa y pistachos se mantuvo en la cima del top ranking de desayunos, mano a mano (o mejor dicho, bocado a bocado) junto a la tostada de aguacate, tomates cherry, rúcula y especias Zaatar (nuestras fórmulas no son secretas). Los almuerzos fueron un poco más variados, aunque las ensaladas de queso de cabra, falafel y fideos soba desfilaron sin fin de la cocina al jardín.

Las alternativas saludables y livianas se llevan el protagonismo en los días calurosos, aunque las propuestas más potentes como la hamburguesa de nuggets de pollo payés y las fritas de boniato también supieron conquistar a sus fans. En cuanto a los postres, los helados caseros, waffles y crepes migraron a la barra del jardín y tentaron a todos con ese aroma dulce que tiene lo irresistible…

Para que esto sea realidad, el equipo de cocina puso sus manos y cerebros a la obra revisando las recetas existentes y sus procedimientos de elaboración, considerando nuevas alternativas y mimando al resto de los compañeros, que de un momento a otro nos convertimos en jurado gastronómico durante las degustaciones. El equipo de sala también se organizó para repartir todas las tareas y que cada una haga foco en algo —en L’atelier soñamos con un sistema de trabajo equitativo, horizontal y cooperativo, por lo que diseñamos nuestros propios protocolos, según el deseo y virtud de cada persona—. Allí no termina la lista de “improvisaciones planificadas”, ya que el equipo de comunicación se probó los nuevos prototipos de vestidos, bañadores y shorts, consiguiendo salir un rato de la pantalla… Y entre todos los equipos, hicimos muchos brainstormings (nunca mejor dicho) para abordar los contratiempos de la mejor manera, en esta flota donde todos somos capitanes, remando en la misma dirección.

Las propuestas de talleres siguieron floreciendo en verano y se agregaron el taller de confección de libros, el de corona de flores naturales, el de personalización de bolso y el de cosmética natural, entre otros.

Además de los eventos, donde llevamos los workshops por todos los rincones de la isla. Y vienen más en camino, sumados a los clásicos como los de punto y croché o cerámica para adultos y niños. Y no solo convocamos a aprendices, ya que las tejedoras expertas también tienen un lugar en L’atelier. La colección de lana “made in Ibiza” dará la vuelta al mundo de la mano de nº74. Cada pieza única irá firmada por su artesana, en un acto de amor.

¿Qué hay detrás de esta innovación constante? Una pulsión inventiva que empuja por expresarse, un deseo de descubrimiento, muchas ganas de jugar, compartir y explorar nuevos caminos. Un terreno fértil y llano para poner la imaginación en acción. Una certeza de que siempre se puede evolucionar. Y sobre todo, el placer que se siente al darle vida a algo y ver cómo crece.

El servicio de creatividad en la mesa es un gran ejemplo de esto. Al visualizar esta posibilidad para que, aunque no haya taller en alguna hora puntual, siempre se pueda pedir un  lienzo y materiales para pintar, vimos cómo se fue convirtiendo en una tradición y cientos de niños (y adultos también) aprovecharon para despertar esta faceta.

Se fractalizó nuestro deseo de mantener vivas las técnicas artísticas, de ser un punto de encuentro cultural, de crear belleza, en comunidad. Y nos empezaron a llegar fotos y mensajes de muchas familias, felices de haber compartido momentos así en L’atelier que siempre recordarán. Para nosotros, eso es una fuente de alegría inmensa, es comprobar que los sueños se cumplen y que las posibilidades de manifestar son infinitas.

L’ATELIER Nº 74 IBIZA

Espacio creativo en el corazón de Ibiza que ofrece café, restaurante, take away, área de talleres (cerámica, cocina, tejido, pintura, macramé, cuero, entre otros). Tienda de decoración y moda para todas las edades, eventos nómades y food track en el parque de Santa Gertrudis. Abierto todos los días de 9:30 a 22:30 hs.

Reservas: 971 197 326
www.latelier-ibiza.numero74.com

Compartir en:

Este sitio web utiliza cookies para que tengas una mejor experiencia de usuario
Si continúas navegando aceptas su uso y nuestra política de cookies

ACEPTAR

Aviso de cookies